El «tren de palabras» (Monfort, Juárez, 2005) es la denominación de una metodología de trabajo que consiste en ordenar, como vagones de tren, tarjetas que corresponden a las palabras que componen una frase. Así, tendríamos tarjetas para el sujeto, verbo, complementos y nexos (artículos, preposiciones)…También se pueden añadir adjetivos. Estas tarjetas, según el nivel de capacidad lectora del alumno, pueden ser imágenes acompañadas de palabra escrita, o solamente palabras.
Inicialmente esta metodología se presentó como una forma de realizar de forma manipulativa un trabajo formal de adquisición de modelos lingüísticos que no podían desarrollar de modo espontáneo debido a sus dificultades de lenguaje expresivo y comprensivo. En la actualidad, además, es una herramienta muy útil para favorecer el desarrollo del proceso lector.
Existe en el mercado un material publicado, "El tren de las palabras". No obstante, sugerimos elaborar material personal para cada grupo de alumnos o alumno en particular, según sea su grado de dificultad, porque resulta mucho más atractivo.

El procedimiento de trabajo del «tren de palabras» consiste en presentar un dibujo que será el referente, en el que aparece un personaje realizando una acción. Se enuncia la frase y se eligen las tarjetas que harán de «vagones» para componer la frase.
Al principio realizaremos la actividad dando ayuda total por moldeamiento. Una vez compuesta la frase se
puede deshacer y volver a componer para permitir al niño más iniciativa. Si el alumno o alumna con el que se trabaja tiene lenguaje oral, podrá repetir la frase compuesta, palabra por palabra, y si no tiene lenguaje oral, podrá signarla o bien la leemos nosotros, marcando cada palabra.
A continuación compartimos dos ejemplos de elaboración de material.
Ejemplo 1: Nuestra alumna con TEA se llama Sara. Sara presenta graves dificultades para comprender y expresar lenguaje oral. Puede hacer peticiones sencillas de una palabra y ha aprendido a leer unas pocas palabras referentes a alimentos siguiendo un programa de lectura globalizada. A Sara le encanta comer, beber y saltar. Hacemos las siguientes fotos:
  • Sara comiendo espaguetis
  • Sara comiendo galletas
  • Sara salta.
  • Sara bebiendo agua
  • Sara bebiendo leche
Fíjate que hacemos fotos de la misma acción con distintos objetos. Para empezar la tarea es preferible elegir frases que no tengan necesidad de nexos  Y para obtener un personaje más para contrastar, para añadir un sujeto diferente, hacemos las mismas fotos a su hermano Álvaro.
Utilizamos fotos de Sara y de Álvaro, plastificadas y  con su nombre escrito debajo, fotos de los alimentos y bebidas, y pictogramas de acciones para los verbos.
Los verbos se representan mediante pictogramas y artículos y  preposiciones se escriben solamente en las tarjetas, pero se introducen como elementos independientes, tienen su propio «vagón de tren».
Una vez que el alumno ha interiorizado la composición  de frases de esta manera, podemos continuar con actividades como las siguientes…
  • Elegir una frase de entre dos o más, que corresponde a una imagen presentada
  • Ordenar una historieta en viñetas y después las frases que corresponderían a cada una de las viñetas.
  • Leer una historia muy breve y después recortarla en frases y volverla a componer
  • La misma actividad, pero recortando la historia en palabras.
  • Pedirle al niño que nos cuente un cuento (que podemos provocar partiendo de imágenes previamente seleccionadas, o permitir que lo cuente de forma espontánea de un tema elegido por él mismo), e irlo escribiendo. Después podemos cortarlo, desordenarlo y volverlo a ordenar.
Ejemplo 2. Susana es una alumna con graves dificultades de lenguaje expresivo pues aunque presenta intención comunicativa su lenguaje es ininteligible.
actividad para trabajar la composición de frases.Se inició un programa de lectura globalizada introduciendo como primeras palabras mamá, papá y Susana. Su ritmo de aprendizaje fue muy rápido y se fue introduciendo vocabulario de alimentos, juguetes y ropa porque eran de su interés, que adquirió rápidamente. Para pasar a componer frases se toman fotos de su mamá cocinando,  planchando y comiendo, de ella misma y de su padre, los tres realizando tareas idénticas. Se elaboran tarjetas con el nombre escrito para el «tren» con alimentos y prendas de ropa. Para introducir un elemento lúdico más, se recortan y plastifican pequeñas fotos extraídas de folletos de alimentación que se pueden adherir a las fotos de referente, de manera que Susana puede elegir la prenda de ropa que se plancha, la comida que se come….

En el siguiente enlace podrán acceder a descargar la versión completa del "El tren de las palabras", de Marc Monfort y Adoración Juarez

Material de juego que tiene dos aplicaciones:

1. CONSTRUCCIÓN DE ENUNCIADOS
El aprendizaje de las estructuras sintácticas del lenguaje y del idioma se realiza dentro de la interacción a través de un ajuste progresivo de los enunciados tanto por parte del niño como por parte del adulto que le habla.
Se proporciona al niño la posibilidad de visualizar y manipular las palabras, combinándolas, proponiendo al principio modelos de 3 elementos, cambiándolos a fin de generar enunciados diferentes.

2. CONSCIENCIA SINTÁCTICA
El Tren de Palabras se utiliza también para ejercitar, en los niños que van a aprender a escribir o que lo están empezando, la capacidad de distinguir la presencia de palabras individualizadas en el continuum del enunciado oral que ha aprendido a decir globalmente como unidad de significación.
El niño va a acostumbrarse, utilizando un código visual como el lenguaje escrito (el dibujo) a pasar de una representación global (el dibujo-referente que representa el enunciado oral), a una representación analítica del mismo significado (el tren de palabras que recoge los principales elementos aislados en una cadena de izquierda a derecha) y viceversa.

Indicaciones Técnicas
Separar las láminas de la encuadernación y recortar los dibujos referentes y las palabras vagones siguiendo las líneas de separación.
Las palabras vagones luego se doblan por la línea de puntos para poder colocarlas en un ángulo de 45º.
Se recomienda plastificar todo el material para que las manipulaciones no lo estropeen.
Para nuevos dibujos, seguir el principio de máxima sencillez; basta con que sea inteligible para el alumno con quien se está trabajando; hay que tener especial cuidado, en el momento de confeccionar las palabras vagones, en no mezclar dos palabras en un mismo vagón (por ejemplo, hay que separar el color o el adjetivo).

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Aviso: Los documentos de esta página han sido tomados de varios sitios públicos de internet. Si alguien considera que alguno de estos no debería estar en este sitio, favor comunicármelo y este será retirado. Estos archivos deben ser tomados como consulta y sin fines comerciales, si desea tener el original de la fuente consultada, contacte la editorial o link correspondientes. Las imágenes fueron descargadas del buscador de google o son las que acompañan las publicaciones originales.

QUE CANTEN LOS NIÑOS

Seguimos despues de muchos años sin escucharlos y son tantos los que estan cantando con su lloro y penas que no escuchamos sus voces....pensemos en ellos cada dia un poco,hagamos pequeños gestos con los que tenemos al lado...todos necesitan un poco de Amor....no los dejemos de querer nunca,son inocentes expuestos ha este Mundo voraz y materialista.